Seguínos en:
Negocios

Explotó el río

El negocio náutico tuvo viento de cola en la pandemia

El mix de dólar importación bajo y necesidades postergadas de esparcimiento sin vacacionar afuera generó un veranito de ventas.

Sí, tiene que ver con el hecho de que fueron nueve meses de encierro por la cuarentena del Covid-19 y las personas se volcaron de lleno a querer disfrutar del aire libre y el río. También, tiene que ver con que muchos ahorraron en pandemia y optaron por no irse de vacaciones e invertir en lanchas, pero, sin dudas, que la brecha cambiaria entre el dólar oficial y el blue motivó a que haya un “veranito” de ventas de embarcaciones durante el 2020.

En la última década, Rosario fue creciendo de manera exponencial con respecto al uso del río Paraná. Año tras año se nota que un aumento de personas que navegan en kayaks, lanchas, yates, botes. De hecho, según cifras oficiales, el parque náutico local creció de 10 mil embarcaciones en 2015 a 30 mil en 2020, es decir, que se triplicó en el último lustro.

Más allá de que fue creciendo el volumen de ventas por efecto de la demanda, el 2020 fue un año particular y, no solamente por la pandemia, sino por lo que generó la irrupción del Covid en el mercado náutico. Es que tanto vendedores de lanchas como guarderías aseguraron a Punto Biz que se notó una suerte de “veranito” en cuanto a ventas.

Por ejemplo, Fernando Cando, titular del astillero Arena Náutica, señaló a este medio que “aumentó la venta de lanchas por la brecha que hay entre dólar oficial y blue” y que se detecta este incremento “desde mayo del año pasado”.

También, aseguró que este fenómeno se debió, además, a que “la gente no gastó plata en vacaciones” y tomó la decisión de quedarse en la ciudad y disfrutar del río, para lo cual invirtieron en alguna embarcación.

Según distintas fuentes consultadas, las lanchas tienen precios muy disímiles dependiendo de sus tamaños y comodidades. Actualmente, los costos oscilan entre $1.500.000 –lancha chica-, pasando por una mediana de $3.500.000, alcanzando precios más elevados acorde a su tamaño y potencia.

Si se tiene en cuenta el tipo de cambio de la moneda estadounidense acorde al blue –cotizado en $150 al momento de escribirse la nota- la lancha más pequeña tiene un costo de unos 10 mil dólares, algo que en el mercado náutico no representa un precio muy elevado.

Sonia Mariani, dueña del complejo Henry Morgan, contó a Punto Biz que también detectó un aumento en la venta de lanchas durante el 2020, impulsada por la brecha cambiara. Ellos, que tienen todas las cunas ocupadas, notaron que creció la cantidad de personas que se anotó en su lista de espera para obtener un lugar donde guardar su embarcación.

“Pese a que hace varios años que estamos al 100%, vimos que las personas no se fueron de vacaciones y optaron por invertir ese dinero –dolarizado- en comprar embarcaciones para disfrutar del río”, tras nueve meses de encierro, explicó.

Otro dato interesante que aportó Mariani es que “vimos un aumento de hasta un 30% más, en comparación con 2019, en el consumo de combustible” en la estación marca Puma que tienen en su guardería náutica. “Llamó la atención, sobre todo, por lo que viene incrementándose el precio de la nafta”, cerró.

El mercado náutico de la ciudad, que viene creciendo a un ritmo vertiginoso, pareciera que, pese a contar con 30 mil embarcaciones ubicadas en 16 guarderías y 15 clubes náuticos, no dieran abasto. En todo ese universo, hay registradas 6.100 lanchas, 7.500 yates, y unos 15.000 kayaks, sin contar los que son guardados en domicilios particulares. Aún resta contabilizar las nuevas embarcaciones adquiridas por la brecha cambiaria.

 

27.02.2021 07:00 | Fuente: Punto biz

Certificados SSL Argentina