Economía

Fuente: Punto biz

En toda la ciudad

La crisis de la pandemia ya provocó el cierre de 300 bares en Rosario

Así lo asegura un relevamiento realizado por la Asociación Hotelero Gastronómica.

Los empresarios gastronómicos de Rosario piden extender una hora y media más el horario de cierre de bares y restaurante en plena pandemia de coronavirus. Actualmente, deben bajar las persianas a las 23 y se les otorga una hora de gracia. Es por que aseguran que es difícil trabajar con ese régimen horario y que la situación es crítica dada la poca cantidad de clientes.

 

“Lo natural para nosotros no es cerrar a las 11 de la noche, esto no es Suecia. Y de hecho, abrir hasta más tarde no tiene consecuencias desde nuestro punto de vista, porque ni siquiera hay acumulación de gente en ese horario. A las 12 de la noche, 1 de la mañana, no hay movimiento de transporte público, de acumulación de gente, y la ciudad de Santa Fe ya extendió su horario”, opinó David Feiguin, presidente del comisión gastronómica de la Asociación Hotelero Gastronómica de Rosario (Ahegar) en diálogo con Base de Datos (FM Radio Meridiano 107.1, lunes a viernes de 10 a 12).

 

Aseguran que poca gente asiste a los locales y les resulta difícil retirar las mesas a las 23 como está previsto actualmente. Y en ese marco, el Municipio viene clausurar 9 locales este último fin de semana, producto de infracciones a los protocolos de Covid-19, situación que provocó el rechazo de sector.

 

A dos semanas de haber abierto parcialmente, son muchos los establecimientos que debido al parate tuvieron que cerrar sus puertas como el Bar Blanco, La Maltería del Siglo o el Bar Queens. Este panorama de quebranto en el que se encuentra el sector de la gastronomía, podrá incluso profundizarse en los próximos meses. “Calculamos que hoy hay un 20% menos de bares y restaurante con relación a antes de la pandemia. Es decir, sobre un total de 1600 locales que había en la ciudad de Rosario gastronómicos, 300 cerraron”, dijo Feiguin


En cuanto a la vuelta a la actividad, para el referente de la Ahegar, los locales del centro se han recuperado bastante, porque tienen un horario diurno y las actividades que se concentran en el centro de la ciudad en general se han habilitado. Pero distinta es la realidad en Pellegrini y Pichincha, los principales corredores gastronómicos de Rosario. “En Paseo Pellegrini los locales están más golpeados porque son para sectores más populares, familias y estudiantes. En Pichincha, el consumo se concentra sobre viernes y sábados y el resto de los días no hay demanda. Con lo cual hoy, en promedio, según lo que hemos relevado las ventas están entre un 20 y un 30% de la facturación prepandémica”, apuntó.

CONTENIDO EXCLUSIVO PARA SUSCRIPTORES.

Si querés ser protagonista de los Negocios necesitás información.
Si estás acá es porque necesitás esta información.

SUSCRIBITE

Por asesoramiento personalizado o consulta de Planes Corporativos escribinos a suscripcion@puntobiz.com.ar o llamanos al 341-4475591. Whatsapp al 3415034363.

Más info

Lo que tenés que saber de Economía

Las más leidas

Además

La sesión de tu cuenta se cerro por exceso de usuarios.