• Dólar Banco Nación $153
  • Dólar tarjeta $269.31
  • Dólar Libre $288
  • Dólar MEP $296
  • Contado con liqui $306
  • Riesgo País 2702
  • Dólar Banco Nación $153
  • Dólar tarjeta $269.31
  • Dólar Libre $288
  • Dólar MEP $296
  • Contado con liqui $306
  • Riesgo País 2702

Negocios

Sabores argentos

Son rosarinos y se la jugaron con el primer local de empanadas de Croacia

Son rosarinos y se la jugaron con el primer local de empanadas de Croacia
Marcia Carrara

Al emprendimiento se sumó también un patagónico y los tres triangulan para mover un negocio que hizo punta en el país. 

“Somos la embajada ilegal de Argentina en Croacia”, bromean. Desde que Morfar abrió sus puertas en Split -la segunda ciudad más grande del país balcánico- es el punto de encuentro de los argentinos que migraron. Pero también de los croatas que de a poco van descubriendo los sabores tan típicos de nuestra región. Lo que arrancó en plena pandemia como un emprendimiento de venta de empanadas por Instagram, terminó convirtiéndose en el primer negocio argentino del rubro en plantar bandera en Croacia, y al frente están dos rosarinos y un patagónico. 

Valeria Garcés y David Folis viajaron a Croacia en 2020 para perfeccionar el idioma, pero la irrupción del coronavirus los obligó a recalcular sobre la marcha. De repente, se cerraron las fronteras y arrancaron con la venta de empanadas como una salida económica. Así crearon Empanadas Rosario y empezaron a moverse por las redes para fidelizar clientes. Ninguno venía del palo -Valeria es perito calígrafa y David joyero-, pero igualmente le dieron para adelante. Y en una de las tantas juntadas de la comunidad latina conocieron a Santiago Nieto, oriundo de Comodoro Rivadavia -quilmeño por adopción- y quien se les unió para darle vida a Morfar

Santiago estaba algo curtido en gastronomía porque hacía marketing digital para distintos restaurantes del país, y aunque lo sedujo la idea de llevar el proyecto a otro nivel no lo convencía el nombre. Para los croatas resulta muy difícil pronunciar la palabra “empanadas” y de un brainstorming nació Morfar. “En Croacia hay muchos dialectos y fue una forma de conectar con ellos a través del lunfardo, además de que la terminación ‘ar’ nos traslada a Argentina”, cuenta Valeria a Punto biz. El local está estratégicamente ubicado sobre calle Porinova y a escasos metros del casco histórico de Split, y alberga un sinfín de guiños a nuestra cultura. 

Son rosarinos y se la jugaron con el primer local de empanadas de Croacia

El clásico pingüino para el vino, una foto del “Trinche” Carlovich con su firma de puño y letra, mapas de Argentina, libros de Tierra del Fuego, chapas simulando La Boca y cuadros con fileteado porteño. “Explotamos cerebros croatas. Es muy difícil encontrar acá chapa acanalada y encima sobre esa chapa pusimos el nombre del local con luces led. Para nosotros la chapa es algo muy común, pero fue todo un desafío conseguirla”, confiesan. Tenían previsto el corte de cintas para el 20 de junio por el Día de la Bandera -otro guiño-, pero por algunas cuestiones burocráticas se dilató hasta el 21. 

Son rosarinos y se la jugaron con el primer local de empanadas de Croacia

LA RECEPCIÓN DEL PÚBLICO 

Valeria amasa las tapitas, David arma el relleno y Santiago, que la tiene más clara con el idioma, interactúa con los croatas para introducirlos en el mágico mundo de las empanadas.  Al principio las miraban de reojo, pero de a poco les fueron tomando el gustito. “Se están animando cada vez más. Santiago es quien mejor maneja el idioma y les va contando de qué se trata. Con ver el producto solamente no alcanza, sino que les explicamos cómo se elaboran, qué tipo de relleno tienen y cuestiones propias de nuestra cultura”, refiere David. Si bien Morfar está pensado más como un local de comida al paso, podés frenar un rato y disfrutar de las empanadas adentro mientras charlás con ellos. 

Son rosarinos y se la jugaron con el primer local de empanadas de Croacia

Hay siete sabores en la carta: carne, caprese, jamón y queso, humita, cebolla y queso, ajvar -una salsa tradicional de berenjena, pimientos y cebolla- y vegana criolla. Además el negocio está surtido de alfajores, dulce de leche, fernet, golosinas típicas de Argentina, vinos, mates y bombillas. Desde la apertura llevan vendidas unas 10 mil empanadas, a razón de 200 por día. “Las que más salen son las de carne, jamón y queso y caprese”, confía Santiago. Y si todo marcha de acuerdo a los planes que se trazaron, la idea a futuro es ampliar la capacidad productiva, tecnificarse y diversificar la oferta.  

¿Los precios? 20 kunas por empanada -aunque a partir de enero Croacia adoptará el euro como moneda-, el equivalente a $380 (sin contar impuestos) o tres empanadas por 50 kunas. La anécdota: “Nosotros le decimos a la segunda opción precio multa para que se lleven tres. Lo más gracioso es que vienen a comprar una por temor a que no guste, después les fascinan y vuelven al ratito medio avergonzados a buscar más”. 

CONTENIDO EXCLUSIVO PARA SUSCRIPTORES.

Si querés ser protagonista de los Negocios necesitás información.
Si estás acá es porque necesitás esta información.

SUSCRIBITE

Por asesoramiento personalizado o consulta de Planes Corporativos escribinos a suscripcion@puntobiz.com.ar o llamanos al 341-4475591. Whatsapp al 3415034363.

Más info

Lo que tenés que saber de Negocios

Las más leidas

Además

La sesión de tu cuenta se cerro por exceso de usuarios.

¿Querés recibir notificaciones de alertas?