Inminentes lluvias son claves para forzar un cambio de tendencia en el trigo | Punto Biz
  • Dólar Banco Nación $860.50
  • Contado con liqui $1073.35
  • Dólar MEP $1031.25
  • Dólar Turista $1376.80
  • Dólar Libre $1045.00
  • Dólar Banco Nación $860.50
  • Contado con liqui $1073.35
  • Dólar MEP $1031.25
  • Dólar Turista $1376.80
  • Dólar Libre $1045.00

Agro

Siembra

Inminentes lluvias son claves para forzar un cambio de tendencia en el trigo

Inminentes lluvias son claves para forzar un cambio de tendencia en el trigo

Por Redacción

La situación actual de implantación en la región núcleo plantea grandes desafíos debido a la falta de agua.

En su habitual reporte semanal en materia meteorológica, la Guía Estratégica para el Agro (GEA) dependiente de la Bolsa de Comercio de Rosario adelantó un evento pluvial de gran importancia, que podría cambiar el panorama para la siembra de trigo en Argentina.

Entre el miércoles 24 y jueves 25, según los pronósticos, se espera que se registren lluvias que oscilarán entre los 15 y 50 mm, e incluso podrían superar esa cifra, en la zona más afectada por la severa sequía en el país. Ante esta perspectiva, surge la pregunta: ¿cómo podría afectar este escenario a la siembra de trigo?

Según los expertos, las lluvias previstas podrían cubrir aproximadamente el 60 al 70% de la región pampeana, abarcando Buenos Aires, el sur y centro de Santa Fe, e incluso alcanzando el sur y centro de Córdoba. Aunque los modelos predictivos indican una mayor cantidad de precipitaciones, se toma como referencia el informe del 22 al 28 de mayo emitido por la NOAA.

El consultor Alfredo Elorriaga afirma que, de cualquier manera, este evento será importante y se espera un mínimo de 20 mm de lluvia, con una cobertura que abarcaría entre el 60 y 70% de la región pampeana. La franja este, especialmente Buenos Aires y Santa Fe, sería la más beneficiada, e incluso podría llegar agua hasta Córdoba. Es necesario seguir la dinámica de las próximas horas. Aunque es cierto que las lluvias del fin de semana pasado fueron inferiores a las esperadas, el próximo evento cuenta con un pronóstico sólido según los modelos numéricos predictivos.

La situación actual de implantación en la región núcleo plantea grandes desafíos debido a la falta de agua. Hasta hace una semana, las proyecciones de siembra de trigo mostraban una disminución del 50% en comparación con el año anterior. Los productores desean sembrar, pero los perfiles de agua no cuentan con la suficiente cantidad necesaria. Si abril hubiera registrado la media de lluvias (120 mm) y mayo hubiera acompañado con tormentas, se habría proyectado una siembra récord de casi 2 millones de hectáreas para el ciclo 2023/24. Sin embargo, con apenas el 30% de las lluvias esperadas en abril, hasta la semana pasada el escenario para la siembra de trigo se mostraba como el más seco de los últimos 15 años.

Solo un cambio en el panorama pluvial podría revertir esta situación y motivar a los agricultores a aumentar la siembra de trigo en la región. Y eso es precisamente lo que parece estar ocurriendo: las lluvias del fin de semana pasado sumaron entre 30 y 40 mm en el noreste de la provincia de Buenos Aires, y se pronostican lluvias importantes para los próximos miércoles y jueves.

En cuanto al trigo, se requiere un mínimo del 60% de humedad en el suelo para sembrar, aunque los técnicos recomiendan contar con al menos el 50%. Actualmente, solo los alrededores de Rosario cumplen con ese porcentaje de agua útil. Sin embargo, si se concretan las lluvias pronosticadas, con más de 50 mm se podría alcanzar ese mínimo en el 75% de la región núcleo. Esto sería un cambio significativo en el escenario y podría influir en las decisiones de siembra, permitiendo sumar más hectáreas de trigo en la región.

En resumen, las próximas lluvias pronosticadas representan un evento clave para la agricultura argentina, especialmente para la siembra de trigo. Si se cumplen las expectativas y se registran las precipitaciones esperadas, podría haber un giro favorable en el escenario, brindando a los productores la oportunidad de aumentar la superficie destinada al cultivo de trigo en la región núcleo. El agua tan necesaria para los suelos secos podría marcar una diferencia significativa en las intenciones de siembra y en la perspectiva de una temporada agrícola más prometedora.

CONTENIDO EXCLUSIVO PARA SUSCRIPTORES.

Si querés ser protagonista de los Negocios necesitás información.
Si estás acá es porque necesitás esta información.

SUSCRIBITE

Por asesoramiento personalizado o consulta de Planes Corporativos escribinos a suscripcion@puntobiz.com.ar. Whatsapp al 3415034363.

Más info

Lo que tenés que saber de Agro

Las más leidas

Además

La sesión de tu cuenta se cerro por exceso de usuarios.

¿Querés recibir notificaciones de alertas?