Seguínos en:
Finanzas

En busca de inversores extranjeros

Agropecuaria rosarina va a la Bolsa de Viena en busca de u$s 10M

Inédita operación internacional para lograr mejores tasas que en el país. La colocación del bono está garantizada con exportaciones.

Ante el contexto nacional de estratosféricas tasas de interés, el grupo agropecuario rosarino Olio, integrado por la ganadera Los Reartes y la exportadora Díaz y Forti, sale a financiarse en el exterior con una emisión internacional por u$s10M en la Bolsa de Viena, la principal Bolsa de Austria y la más antigua del mundo. Se trata de una noticia de alcance nacional ya que está en el lote de las primeras empresas argentinas que rompe el hielo y sale a buscar inversores extranjeros.  El cobro está garantizado por las exportaciones.  Es más, se trata del primer paso en este tipo de programas financieros ya que aspira a repetirlo y con mayor volumen para seguir consolidándose como un importante exportador, acopiador, proveedor de servicios y desarrollador de negocios como el recién lanzado, Argentio, productos de exportación de primer nivel, con la carne premium como emblema.

 

La emisión se inició el pasado viernes 22 de marzo. El agente estructurador y distribuidor es Atlantis Global Investors, una firma uruguaya que asesora financieramente al Grupo Olio desde hace tiempo.

 

El total de la misma es de 10 millones de dólares separado en dos etapas: una de u$s4 M y otra de u$s6 M. Con la facturación y movimiento de sus negocios locales, irán devolviendo trimestralmente a un interés del 7% anual y al final del vencimiento -un plazo de 2 años- el capital.

 

El director de Atlantis, Miguel Libonatti, elogió la decisión de utilizar instituciones de primera línea en cada uno de los papeles de la emisión cuestión que requiere cierto rigor y nivel comercial. Además de la participación de Atlantis, el agente emisor y de pagos es el Bank of New York Mellon, como Legal & Tax Advisors figuran Allende & Brea, Triangle & Partners y Whisenard & Turner P.A. La cotización corre a cargo de Bloomberg, la emisión es en la Bolsa de Viena, el auditor de la operación es Deloitte y el bróker es Intertrust.

 

El trabajo previo es arduo. Se debe demostrar a las casas auditoras que el grupo tiene facturación estable, de que se trata de una sociedad comercial sólida, con garantías, y que no tiene riesgos propios de una Argentina con el riesgo país alto, aunque desde Atlantis confiesan que no se puede despegar del todo de este síntoma argentino. “La situación del país no es ajena a este tipo de operaciones. Es cierto, ha generado más zozobra y cuesta más de lo normal. Probablemente se hablaría de otros montos con otra situación”, apuntó Libonatti.

Previamente a arrancar con la emisión hicieron un sondeo con los inversores, donde habitualmente se definen los términos y los detalles de los contratos. Y al parecer el roadshow tuvo sus frutos: “Todo este trabajo previo tuvo buena receptibilidad, por eso lo hicimos en dos etapas, y ésta primera de 4 millones de dólares ya está precolocada”, aseguró Gabriel Gaione, vicepresidente de Atlantis.

 

Se eligió Europa y no el mercado doméstico sobre todo para atraer inversores que no rumbean por estas latitudes. Pero también porque desde el Grupo Olio sienten la necesidad de dar un paso más grande. Libonatti consideró que Díaz & Forti tiene una larga experiencia exportando y “faltaba comenzar a obtener financiamiento de esos mercados”.

 

A su vez, Bruno Libonatti, vicepresidente de Atlantis, consideró: “Es una primera etapa que quiere cumplir el grupo que pretenden que sea más grande, que se repita, se incremente y sustente al grupo en el futuro. En conclusión, ir generando un track record en el exterior también”. 

26.03.2019 07:00 | Fuente: punto biz