Seguínos en:
Logística

Encuentro de Transporte Fluvial

Se abrió otra grieta, esta vez entre puertos del norte y del Gran Rosario

El plan del gobierno y el apoyo privado a mayores dragados y obras de Timbués al sur quita incentivos para operatoria aguas arriba.

Terminaba, ayer bien entrada la tarde, el Encuentro Argentino de Transporte Fluvial organizado por el Instituto de Desarrollo Regional (IDR) en la Bolsa de Comercio de Rosario, cuando el administrador del Puerto de Barranqueras, Roberto Benítez, aprovechó su disertación para contar que interpretó con preocupación el énfasis que había puesto a la mañana el subsecretario de Puertas y Vías Navegables, Jorge Metz, y también actores privados del negocio, por centrar las obras de mayor profundidad y navegabilidad de la hidrovía desde Timbués al sur ya que eso quitaría incentivos para la operatoria portuaria aguas arriba.

 

Sobran las razones políticas para que Barranqueras, niño mimado de la anterior gestión y enclave portuario muy criticado por la nueva administración, se queje de la línea de trabajo de la Nación. Más allá de esas lectura electoral, que hay que tomar en cuenta, lo cierto es que Benítez blanqueó públicamente en el estrado comentarios de preocupación que punto biz recogió en los pasillos de encuentro, por ejemplo del administrador de Puerto Santa Fe, Sebastián Fumis, que señaló que llevar el dragado a 36 y 38 pies en la zona de Rosario dificulta cualquier intento de desarrollar un puerto multipropósito al norte de esta región. También, y con mayor o menor medida, representantes de los puertos de Formosa, Misiones y Corrientes  abrieron interrogantes sobre la factibilidad de encarar el desarrollo de cargas, más allá de movimiento de granos con barcazas, con una hidrovía inclinada al sur.

 

Metz había anunciado a la mañana que se están licitando obras para ensanchar tres pasos críticos en el Río de la Plata, por u$12M, y otros 22 en el río Paraná de Timbués al sur, por u$s120 M. También buscan aumentar las zonas de rada y maniobra en la zona. Por su parte, el director del Departamento de Estudios Económicos de la Bolsa de Comercio de Rosario, Julio Cazada, calculó que llevar la profundidad de 34 a 38 pies, dijo, ayudaría a alcanzar ahorros de costos de 75,5 millones de dólares por año. En tanto, Ricardo Sánchez, director de la División de Infraestructura y Recursos Naturales de la Cepal, instó a provocar un salto similar como cuando hace 25 años se tomó la decisión de profundizar la vía navegable hasta el Océano generando un crecimiento del 24% anual de las exportaciones”.

 

Ejecutivos del ambiente portuario cerealero del Gran Rosario recogieron las inquietudes y aportaron una vuelta de tuerca: no hay que bajar la guarida antes los recurrentes lobbys de navieras (y puertos porteños y bonaerenses) por cambio en el esquema de peaje de Hidrovía SA ya que quieren pagar sólo por kilómetro recorrido eliminando la fórmula actual que posibilitó la construcción de puertos en la zona  

 

Finalmente, el Director del Programa Santafesino de la Hidrovía Paraguay-Paraná, Juan Venesia, aprovechó la presentación de los lineamientos del sistema de navegación troncal fluvial del norte argentino para instar por un desarrollo federal y equilibrado del sistema de transporte argentino. Precisamente, desde el Programa que conduce Venesia, y que ayer el gobernador Miguel Lifschitz lo resaltó como exponente de que la hidrovía "es un proyecto estratégico para Santa Fe", se está articulando con las seis provincias del NEA y el Litoral un plan de trabajo que comprenda los intereses de las economías regionales para aprovechar las oportunidades que genera el transporte fluvial. "La hidrovía se construye desde el territorio", señaló el gobernador.

 

25.04.2017 06:43 | Fuente: Mariano Galíndez (punto biz)