Seguínos en:
Judiciales

Operaciones millonarias

Default de la cerealera CDS se extiende a sus operaciones en Bolsa

Ayer la agencia de Bolsa de Casanovas dejó de cubrir los cheques que opera en Mercado de Valores (MAV) con garantías de su propia warrantera.

La crisis financiera que atraviesa la agroindustria Cereales del Sur (CDS) empezó ahora a impactar en el mercado de valores. Ayer, por primera vez, la agencia de Bolsa CGV -perteneciente al mismo grupo que encabeza el empresario Daniel Casanovas- no cubrió cheques de pago diferido que había operado en el Mercado Argentino de Valores (MAV).

 

Como esos cheques estaban garantizado con warrants cerealeros -en su mayoría emitidos por la propia warrantera del grupo (Compañía Argentina de Warrants)- Casanovas se comunicó ayer con los ejecutivos del MAV para trasmitir tranquilidad al asegurar que una vez que se ejecuten los warrants los compradores de los cheques que llevó al MAV cobrarán los montos operados.

 

En el MAV están siguiendo con lupa la situación del grupo empresario –cuya cerealera entró en default con la corrida financiera desatada luego de las Paso- porque contabilizan que tiene cheques operados con garantía de warrant por más de $100M. Pero hasta anteayer, los cheques operados en Bolsa por CGV habían sido cubiertos con normalidad.

 

Fue el propio Casanovas quien informó ayer al MAV que empezaba a incumplir compromisos, y en la entidad bursátil destacan que el agente de Bolsa nunca cortó comunicaciones con ellos y se muestra abocado diariamente al trabajo en su empresa.

 

En las comunicaciones con el MAV, Casanovas justificó el incumplimiento en los problemas financieros que le estallaron en sus negocios cerealeros y aseguró que la presentación de la convocatoria de acreedores le permitirá empezar a estabilizar su situación. También contó que intentos extorsivos que sufre de algunos clientes y proveedores le complican el normal funcionamiento de sus planta cerealera en Salta.

 

El no pago de cheques operados en Bolsa sumó intranquilidad entre los inversores que operan estos títulos -muy sacudidos con la corrida cambiaria y el ahora default selectivo que anunció el gobierno- pero en el MAV confían en que no habrá problemas con la ejecución de los warrants, como les prometió Casanovas. Como los cheques garantizados con warrants son más riesgosos que los garantizados por SGR, sus compradores logran tasas diez puntos por encima.

 

El empresario admitió dificultades para vender los granos que tiene que tener depositados en su planta de Salta, pero contó que hay cheques que están garantizadas con warrantas de otra warrantera que se podrán vender más rápido sin inconvenientes.

 

Con todo, el cobro de los cheques no será inmediato ya que la propia ley de warrants establece los pasos formales que se tienen que dar para la ejecución de estos títulos.  En caso de que los granos no estén almacenados, el incumplimiento ya sale de la órbita comercial para entrar en terreno de los delitos penales.

 

30.08.2019 07:00 | Fuente: Mariano Galíndez (punto biz)