Seguínos en:
Sobremesas

Ágape en templo masón, a una hora

Cenas secretas: en Rosario ya no se consiguen pero surgen en la región

La modalidad que incursionó en Rosario algunos años atrás ahora ancló en la zona. 

 

Una fórmula gastronómica que incursionó en Rosario en los últimos años se extiende ahora por la región. Se trata de las cenas secretas, una modalidad de cocina itinerante que supo brillar en la ciudad para luego apagarse. Ahora los misteriosos ágapes desembarcaron en San Nicolás de la mano de la empresa organizadora de eventos Altos de Garibaldi, con una propuesta original que arrancó con pie firme.

 

“Lo que hacemos es organizar una cena en un lugar que no es tradicionalmente gastronómico, como por ejemplo un museo, un puente, un edificio abandonado. Los clientes compran una entrada y no saben qué van a comer ni dónde, sólo saben que cada plato va acompañado de un vino distinto”, explica a Punto biz Jorgelina Alisi, una de las emprendedoras a cargo de Altos de Garibaldi, junto a su socia Lourdes Otoboni, con quien trabaja en el rubro hace 15 años.

 

“La idea la sacamos de la Toscana italiana. En Europa se hace muchísimo este tipo de eventos, pero también es popular en Nueva York y en todas las capitales del mundo”, asegura la organizadora.

 

La novedosa propuesta incluye un menú en 4 pasos y los comensales reciben un mensaje de texto con la dirección una hora antes del evento. Según cuenta Alisi, la primera de estas cenas secretas se llevó a cabo en junio, en un templo masón, donde algunos miembros de la logia participaron narrando algunas de sus tradiciones a los presentes. Asimismo, el menú incluyó elementos relacionados con la cultura de los masones, tales como la miel, el cordero y la radicheta. “No es sólo una cena, sino una experiencia sensorial”, dice la emprendedora.

 

“Al principio teníamos mucho miedo, porque las entradas eran de $1.000, no es un precio económico, entonces mucha gente preguntaba cómo iba a ser. Los que compraron, se la jugaron. Finalmente vinieron 52 personas y los tickets se agotaron una semana antes del evento. Hoy podemos decir que la cena fue un éxito y planeamos hacer tres más en lo que queda del año”, afirma Alisi.

 

Estas experiencias atractivas son también una forma de posicionar a la localidad desde un punto de vista turístico. “En este primer encuentro vino gente de la zona, de Rosario, de Ramallo. Este movimiento es importante para el turismo, porque las cenas secretas permiten conocer la ciudad desde otro lugar. Los sitios que elegimos cuentan una historia y permiten descubrir pequeños rincones de la ciudad”, concluye la emprendedora.

 

08.07.2017 05:00 | Fuente: punto biz

DEJE SU COMENTARIO

IMPORTANTE: Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellas pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algun comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar.

COMENTARIOS DE LOS LECTORES (3)